La 'generación perdida' y el ahorro para el retiro

La élite literaria de los 1920s se caracterizó por vivir una vida bohemia y despreocupada.

La generación perdida, les llamaron.

Bar Le Select en Montparnasse en los años 20s, uno de los sitios donde se reunía la élite literaria en París

Más que perdidos en lo bohemio y romántico de París en los 20s, su movimiento fue una reacción a lo que habían cambiado las cosas tras la primera guerra mundial: los valores y el mundo por el que habían luchado ya no existían más. Estaban perdidos porque no sabían qué seguía ahora.

Lejos de creerme una Nobel de Literatura, pienso que los millennials nos sentimos así con el tema del retiro y las AFORES.

Yo tenía 8 años cuando empezaron las AFORES, claramente no me acuerdo ni me importaba. Pero, al igual que la generación perdida de Hemingway, Stein y los Fitzgerald, crecimos en un mundo cuyas reglas ya no funcionan hoy.

Aprender algo nuevo

Nuestra generación no recibirá una pensión pagada por el Estado, como nuestros padres y abuelos.

En otras palabras, tenemos que rascarnos con nuestras uñas.

Lo más grave, en mi opinión, es que nadie nos preparó para esto. No recibimos educación financiera (al menos yo no) ni nos explicaron cómo invertir nuestros ahorros. Las enseñanzas que me dieron en cuanto a temas de dinero consistieron en dos cosas:

  1. Cómprate una casa para tener un patrimonio.
  2. Ten un ahorro para cualquier emergencia.

Nada muy sofisticado. Ni suficiente.

Nadie me habló de las inversiones, de la importancia de ahorrar para la vejez, ni qué medios existen, y claro, mucho menos llegué a cuestionarme si mis ahorros serían suficientes.

Si eres como yo y perteneces a esta generación perdida que empezó a planear “tarde” para el retiro, quizá te estás empezando a dar cuenta que tu AFORE no te va alcanzar para vivir “sin preocupaciones” cuando te retires.

¿Las buenas noticias? Estás a tiempo para solucionarlo.

Y entonces, ¿por dónde empiezo?

Nunca es tarde para empezar a organizar tus finanzas y ahorrar para tu retiro, pero quizá estás confundido por dónde empezar.

Charles Chaplin, confundido.

Un buen primer paso, es pensar cuánto dinero necesitarás para vivir una vez que dejes de trabajar.

No hay una regla escrita en piedra, depende de ti: varía de persona en persona, de los gastos que tengas, de cómo esperas vivir en el futuro y la edad a la que piensas retirarte.

Hay algunas reglas financieras que, si bien no son ciencia exacta, te pueden dar una buena idea de cómo comenzar a administrarte para lograr tus metas de dinero. Te comparto algunas:

La regla del 10%, para tu fondo de emergencia

La regla del 10% implica que ahorres el 10% de tus ingresos todos los meses para tu fondo de emergencia. Muy simple.

Imagina que empiezas a trabajar a los 24 años, con un sueldo de $18,000 pesos mensuales: si tu sueldo sube 5% cada año, con un aumento de 20% cada 5 años —asumiendo ascensos laborales— al cumplir 65 tendrías ahorrado un poco más de 5.8 millones de pesos, un buen comienzo.

La regla del 70%, para tus gastos durante el retiro

La regla del 70% dice que para mantener el mismo estándar de vida, una persona necesita entre el 70% de su ingreso antes de retirarse.

Por ejemplo, si antes de cumplir 65 recibes un sueldo neto de $80,000 pesos mensuales ($960,000 anuales), entonces para continuar con tu estándar de vida necesitarías $672,000 cada año por el resto de tu vida.

Por lo que para ese entonces tendrías que haber ahorrado ese monto multiplicado por los años que calculas vivir.  

En México vivimos en promedio 75-80 años, así que si te retiras a los 65, deberás tener ahorrado entre 7 y 10 millones de pesos.

La regla del 4%, para saber cuánto dinero juntar

Otra recomendación que se usa comúnmente es la regla del 4%, que trata de estimar cuánto dinero puedes disponer anualmente de tus ahorros para el retiro para no correr el riesgo de quedarte sin nada y mantener tu estilo de vida.

Por ejemplo, si al retirarte crees que pudieras vivir bien con $30,000 pesos mensuales, en un año tendrías que retirar $360,000 de tu cuenta.

Para poder retirar $3600,000 tendrías que contar con 9 millones de pesos ahorrados ($9,000,000 x 4%) a la hora de tu retiro.

Aquí te dejo una tabla como referencia.

Monto mensual para vivir

Monto Anual para retirar

Monto ahorrado a los 65

$10,000

$120,000

$3,000,000

$20,000

$240,000

$6,000,000

$30,000

$360,000

$9,000,000

$40,000

$480,000

$12,000,000

$50,000

$600,000

$15,000,000

$60,000

$720,000

$18,000,000

Por cada 10 mil pesos adicionales a tu monto mensual, es necesario agregar 3 millones de pesos ahorrados al momento de tu jubilación.

Mejor tarde que nunca, dice el dicho

Algunos de estos números podrían sonar muy difíciles de alcanzar. Te voy a mostrar que no lo son.

¿Recuerdas lo que te decía de que nadie nos enseñó cómo invertir? bueno, ahí es donde está la solución.

Existen varias formas de invertir con las que puedes apoyarte y complementar tus ahorros.

La primera es tu AFORE. Si no sabes ni en cuál estás, investígalo aquí.

Checa cuánto llevas ahorrado y cómo podría verse ese dinero a futuro: cada AFORE tiene su calculadora para que veas cómo terminaría tu pensión al retirarte.

Otro instrumento que cada vez es más popular, y es mucho más flexible, es el Plan Personal para el Retiro (PPR):

Un PPR es un instrumento de ahorro voluntario que te permite invertir en tu futuro con la ventaja de pagar menos impuestos hoy. Entre sus particularidades:

  • No necesitas tener un empleador para poder abrir un PPR (lo cual es muy conveniente si eres independiente/freelancer).
  • Todas las aportaciones que hagas en él son 100% deducibles de impuestos, siempre y cuando no superen el 10% de tu ingreso anual o hasta 5 UMAS elevadas, que son aprox. $175,505 mxn en 2022.
  • Tiene un beneficio fiscal pero lo puedes retirar sólo cuando cumplas 65 años o en caso de invalidez o incapacidad; si lo quieres/necesitas sacar antes de la fecha, lo puedes hacer, pero tendrás que pagar los impuestos correspondientes.
  • Al ser voluntario, tú tienes el control del monto que le depositas anualmente y su frecuencia, así como la decisión de en dónde lo haces.  

Hay ciertas condiciones, también.

Al cumplir 65 años tendrás la opción de disponer de todos tus ahorros en una sola exhibición, o disponer de él mes a mes, lo cual tiene ciertas implicaciones:

  • Tendrás que pagar impuestos si la suma de ambas cantidades excedan a 15 UMAS ($526,500 mxn en 2022) en un retiro parcial o 90 UMAS en un retiro total ($3,150,000 mxn en 2022).
  • Las UMAS se actualizan con la inflación, así que cuando te retires el monto exento muy probablemente será mayor.

En resumen, empieza hoy

Quizá nunca podamos hacer esas fiestas exorbitantes de lujos y derroches, pero hasta El gran Gatsby tuvo que empezar en algún lado. Y como ya te contamos, entre antes empieces será mucho mejor, ya sea ahorrar para tu retiro o un fondo de ahorro.

Lo más importante de todo esto es que ya estás pensando en este tema. No lo dejes al aire, que ordenes tus finanzas y que empieces el hábito de ahorrar e invertir para tu futuro mes a mes.

Si buscas una opción, Fintual es para ti. Puedes hacer números en nuestro simulador y, si te convences, abrir una cuenta totalmente gratis y comenzar a ahorrar para tu futuro.