Los grandes patrimonios se crean en momentos así

La palabra “crisis” se escribe con dos caracteres en chino: 危机 (Wei Ji). Wei, que significa peligro, y Ji, que significa oportunidad.

Creo que “Wei Ji” refleja mi visión hacia el mercado accionario en estos momentos. La crisis de algunos puede ser la oportunidad de otros para realmente crear un patrimonio a largo plazo. Charlie Munger, socio de Berkshire Hathaway, una vez dijo:

«Si vas a invertir en acciones, hazlo a largo plazo. Habrá períodos en los que habrá mucha agonía. Creo que solo tienes que aprender a vivir a través de ellos.»

2022 es uno de estos momentos.

Ahora, independientemente de los vaivenes de este año, el día de hoy puede ser un gran momento para que, mientras todos ven la crisis, uno voltee y vea la oportunidad que está frente a nuestros ojos.

Los mercados se han ajustado a la baja en los casi 10 meses que llevamos del año. Los inversionistas han estado tomando utilidades y vendiendo sus acciones. La teoría detrás es que la inflación y el bajo crecimiento económico —o recesión— afectará de manera desproporcionada a las empresas y principalmente a aquellas consideradas acciones de crecimiento (como las tecnológicas).

Aún así, seguimos viendo un crecimiento positivo. Por ejemplo, para el S&P 500, se esperan utilidades de 10% para este año y de 8.5% para 2023; para el sector de tecnología —uno de los sectores más afectados— son de 15% y 11% respectivamente: todavía muy positivas.

¿Qué tan baratas o caras están las acciones?

Ya hablamos de que los precios en los mercados se han ajustado a la baja, a pesar de que se espera que se mantenga un crecimiento en las utilidades de las empresas, pero realmente eso no nos dice nada sobre si el mercado está barato o caro.

La forma apropiada de medirlo sería analizar la relación precio/utilidad a través del tiempo: este múltiplo lo que dice es cuántas veces estás pagando la utilidad que genera anualmente el mercado. Mientras que el número como tal no dice mucho, la comparación frente a su histórico sí.

En la siguiente gráfica lo puedes entender mejor:

Fuente: elaboración propia con datos de Bloomberg.


Lo que nos dice este gráfico es que el nivel actual de precio/utilidad de 16.4x está por debajo de su promedio histórico de 10 años de 20.2X.

¿Por qué está por debajo? Existen dos interpretaciones:

  1. Un descuento en el mercado que viene de una reacción exagerada por parte de los inversionistas, lo cual podría significar una oportunidad de entrada.
  2. Que esté así de barato porque la situación actual y la expectativa futura de los mercados es complicada y no será capaz de seguir generando esas utilidades.

Analizemos esta última razón: ¿qué pasaría si, por ejemplo, el 8.5% que espera el mercado en utilidades para el 2023 no se materializa?

Hicimos un análisis simple: en la historia, cuando ha habido una recesión, las utilidades de las empresas del S&P 500 generalmente han caído. En el peor de los casos hemos visto hasta -15% de caída en las utilidades.

Las utilidades por acción actuales del índice son USD $224.10; si el siguiente año las utilidades caen un -15%, quedamos con USD $190.49. Ahora, hoy, el S&P 500 tiene un precio de 3,600 puntos. Si el siguiente año este precio no varía, el múltiplo precio/utilidad (3,600/190.49) quedaría en 18.9X, aún por debajo del promedio histórico de 20.2X, lo que representa un descuento frente al 20.2X, del 9%.

Con esto podemos comprobar que a pesar de que existiera un impacto mayor al que hoy en día ya asimilan los inversionistas, existe un descuento que no se justifica con las condiciones actuales.

¿Qué ha pasado cuando el mercado se encuentra en este múltiplo de precio/utilidad?

Hicimos otro análisis para ver cómo se ha comportado en el pasado el mercado considerando el precio/ utilidad.

Nos centramos en las ocasiones en que el mercado ha estado a los niveles actuales de precio/utilidad y cómo se ha comportado hacia adelante. Esto, para considerar que si el mercado estadounidense efectivamente se encontraba barato, en el pasado los inversionistas también deberían haber visto ese descuento y actuado de alguna manera.

En la gráfica siguiente podemos ver que justo tomando en cuenta el múltiplo precio/utilidad actual de 16.4x, cuando este ha existido en el pasado, el mercado en los siguientes 7 años nunca ha tenido un rendimiento anualizado menor a 10%.

Fuente: elaboración propia con datos de Bloomberg

Entonces, ¿ya no seguirán cayendo los mercados?

No sabemos  si ya tocamos fondo o si mañana veremos un rebote importante. Tratar de encontrar el momento adecuado para entrar en el nivel más bajo del mercado es casi imposible. Sigue existiendo incertidumbre sobre el futuro, por lo que probablemente seguirá la volatilidad de los mercados: días malos y días buenos.

«Lo que es un hecho es que el nivel actual del mercado luce atractivo desde un punto de vista fundamental, comparado con su valoración histórica.»

Si actualmente estás pensando en invertir, pero sigues dudando por lo volátil que ha sido este año, recuerda que las caídas son las mejores oportunidades para empezar y, lo más importante, no duran por siempre. Si ya tienes una inversión, en especial con perspectiva de largo plazo, recuerda que, a lo largo de la historia de la bolsa, los años buenos compensan —con creces— a los años malos. Y algo fundamental para cumplir con ello es mantener tu estrategia de inversión, principalmente cuando hay caídas. En Fintual ofrecemos fondos que invierten en los mercados accionarios globales. Aquí puedes conocer más sobre nuestro proceso de inversión.

*Infórmate de las características esenciales de la inversión en nuestros fondos, las que se encuentran contenidas en su reglamento interno. La rentabilidad o ganancia obtenida en el pasado por este fondo, no garantiza que ella se repita en el futuro. Los valores de las cuotas de los fondos mutuos son variables.

Quizás te podría gustar también 👀